Tarek William Saab: “La poesía debe hablar por nosotros”

Esas palabras las expresó Tarek William Saab este año en el marco de la edición  17º de la Feria Internacional del Libro de Venezuela, en donde el actual fiscal general, presentó su poemario «En un paisaje boreal (1984 -2007)».

Saab se considera un humanista, amante desde muy joven de las letras, esa su pasión, ese amor por los libros, lo llevó desde su tierra natal, El Tigre, al sur del estado Anzoátegui, a la ciudad de los Caballeros, para estudiar Letras en la Universidad de Los Andes.

Pero como él mismo confiesa en una entrevista que concedió a El Estímulo hace 5 años, “Empiezo a estudiar y me gustó Introducción a la literatura, pero otras materias eran ladrillos, muy pesadas. Yo, de forma ingenua, pensé que cursar Letras me ayudaría a ser un mejor poeta. Pero, en ese terrible hallazgo, me retiré”. Abandonada la carrera, me fui a El Tigre unos meses y escribí mi primer libro Los ríos de la ira (1987), lo mando a un concurso y gano el Premio Francisco Lazo Martí del Ateneo de Calabozo, que estuvo presidido por Caupolicán Ovalles”.

Luego Tarek se muda a Caracas a estudiar derecho, pero la poesía le seguía acompañando en cada paso de su camino. Se desarrolló en diferentes facetas que lo formaron como político, pero también como poeta.

 Fue líder estudiantil, Jefe de la oficina de Derechos Humanos del concejo municipal de Caracas entre 1993 y 1998, Congresista por el Distrito Federal entre 1998 y 1999, integrante de la Asamblea Nacional Constituyente de 1999, diputado en la Asamblea Nacional por el Estado  anzoátegui entre 2000 y 2004, gobernador por ese mismo Estado entre 2004 y 2012. Designado presidente de la Defensoría del Pueblo en 2014,​ y en 2017 fue designado como fiscal general de la República.

Ha sabido refugiarse en la tinta y el papel, sumando más de una decena de libros publicados. El más reciente, “Es un paisaje boreal”, editado por Monte Ávila y presentado el pasado 06 de noviembre, desde el Palacio Federal Legislativo en compañía del ministro de Cultura, Ernesto Villegas y del poeta y Premio Nobel de Literatura 2010-2012 Luis Alberto Crespo.

«Venezuela es un país de larga e infinita creación humana, de gente que renace de sus cenizas y merece el más grande de todos los aplausos», dijo Saab durante su intervención al presentar su más reciente obra.

Además mencionó «quien llega a Venezuela a pesar de toda propaganda negativa ve y siente un país de creadores”.

Tarek hace de la poesía un sentido humanístico, para conectar con el otro. Es una idea fija que se bifurca. Su poesía es compromiso social», resaltó Crespo, durante la presentación.

Durante su intervención, Saab resaltó que “la poesía debe hablar por nosotros” y que el poeta nunca muere.

La literatura su pasión

Tarek William Saab es un destacado poeta venezolano que ha editado más de una decena de  libros, algunos de ellos en Cuba, Colombia, México, Argentina, Siria y China; ganando varios certámenes literarios nacionales. En 1993 ganó un concurso para participar en el «I Encuentro Iberoamericano de Jóvenes Escritores Literatura y Compromiso», realizado en Málaga, España (1993).

Ha publicado Los ríos de la ira (Caracas, 1987). El Hacha de los Santos (Caracas, 1992). Príncipe de lluvia y duelo (Caracas, 1992). Al Fatah (México, 1994). Ángel Caído Ángel (Caracas, 1998). Cielo a media asta (Argentina, 2001. Venezuela, 2003. Cuba, 2003). Cuando pasen las carretas (Caracas, 2004). Poemas selectos (Colombia, 2005) Los niños del infortunio (Cuba, 2006. China, 2007). Memorias de Gulan Rubani (Caracas, 2007). Un paisaje boreal (Valencia, 2008. Caracas, 2009).

Conociendo al poeta

Según reseña Clímax, cuando habla de su infancia, Tarek William Saab recuerda que hacía deportes, que tuvo un gato de mascota y desde pequeño fue muy precoz con la escritura en las actividades del plantel donde cursaba sus primeros años en El Tigre, donde nació. “Lo primero que leí fueron biografías políticas, tendría diez años. Recuerdo que después del colegio pasaba por la librería Txiki y cuando miraba la vidriera, me llamaba la atención la figura del Che Guevara. Fue la primera biografía política que leí. Yo comienzo a leer literatura siendo liceísta, autores como Hermann Hesse, Friedrich Nietzsche y Khalil Gibrán. Después leí los clásicos. Cuando termino el liceo, me voy a estudiar Letras en Mérida y ahí pude conocer personalmente a los poetas Ramón Palomares, Caupolicán Ovalles, José Barroeta”.

Dos años después, estaba decepcionado. “Empiezo a estudiar y me gustó Introducción a la literatura, pero otras materias eran ladrillos, muy pesadas. Yo, de forma ingenua, pensé que cursar Letras me ayudaría a ser un mejor poeta. Pero, en ese hallazgo terrible, me retiré”. Abandonada la carrera, “me fui a El Tigre unos meses y escribí mi primer libro Los ríos de la ira (1987), lo mando a un concurso y gano el Premio Francisco Lazo Martí del Ateneo de Calabozo, que estuvo presidido por Caupolicán Ovalles”.

Mediático y familiar

Actualmente como Fiscal General de la República, se mantiene en el escenario mediático, cada día aparece en medios o redes sociales, rindiendo cuenta sobre las actuaciones del Ministerio Público. Se ha ganado el aprecio de muchos por su actuación a favor de la lucha de los derechos de las mujeres y de la protección de los animales. También recibe fuertes críticas por los detractores del actual gobierno, pero Tarek se ha mantenido firme a sus principios.

Es padre de tres hijos, a quienes mantiene alejados de la vida pública. Cuando fue gobernador de Anzoátegui, era común verlos con ellos, su madre o hermanos. Actualmente en sus redes sociales se deja ver en compañía de sus afectos, comparte fragmentos de poemas, frases reflexivas, fotografías en donde se aprecia lo escultural que luce su cuerpo a sus 59 años.

Poemas para todos

En la página web de Monte Ávila Editores, y en la propia del autor, se puede descargar de manera gratuita su obra.

“Se trata de un libro oportuno y vital para nuestro tiempo y la historia literaria de nuestro país, de la América Nuestra y del mundo en esta era de la globalización llena de tensiones y expectativas entre las maniobras y dispositivos activados para la guerra y los senderos irreductibles de la paz”, describe la reseña en la web.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s