97 millones de personas están en pobreza extrema debido a la pandemia

El Banco Mundial estima que 97 millones de personas en todo el mundo cayeron en la pobreza extrema debido a la pandemia en 2020, viviendo con menos de US$ 2 al día.

Desde entonces ha habido pocas mejoras. «A nivel mundial, el aumento de la pobreza que se produjo en 2020 debido al covid-19 todavía persiste, y los pobres inducidos por el covid-19 en 2021 siguen siendo 97 millones de personas», dijeron los economistas del Banco Mundial a principios de este año. Señalaron, sin embargo, que la pobreza general debería bajar este año.

El impacto de la pandemia en la pobreza extrema

2020 marcó un retroceso histórico en la lucha contra la pobreza mundial, ya que el número de personas más pobres del mundo aumentó por primera vez en más de 20 años, según el Banco Mundial.

Carolina Sánchez-Páramo, directora global de pobreza y equidad del Banco Mundial, comparó la pandemia con una catástrofe natural que se extendería rápidamente más allá de su epicentro en Asia Oriental.

Aumento de la desigualdad

Mientras decenas de millones de personas se veían abocadas a la indigencia, los ultrarricos se hacían más ricos. El año pasado, los multimillonarios disfrutaron del mayor aumento de su riqueza como participación el total mundial registrado hasta el momento, según el Laboratorio Mundial de la Desigualdad.

Y mientras que las 1.000 personas más ricas del mundo solo tardaron nueve meses en recuperar sus fortunas durante la pandemia, podría pasar más de una década antes de que los menos afortunados se recuperen, según el informe anual sobre desigualdad de Oxfam Internacional, publicado en enero.

Shameran Abed, director ejecutivo de BRAC International, una organización sin ánimo de lucro que trabaja para aliviar la pobreza en Asia y África, señaló la creciente brecha de riqueza, diciendo que «las tres personas más ricas del mundo» podrían probablemente acabar con la ultra pobreza en la Tierra.

«No es solo responsabilidad de ellos», añadió. «Pero solo digo que, en general, hay suficientes recursos [para abordar el problema]».

Recientemente, el 1% más rico se ha visto presionado para hacer un aporte en cuestiones humanitarias.

En noviembre, el director del Programa Mundial de Alimentos de las Naciones Unidas hizo un llamamiento a los multimillonarios, incluidos los dos hombres más ricos del mundo, Jeff Bezos y Elon Musk, para que «den un paso al frente ahora, de forma puntual».

El Banco Mundial estima que 97 millones de personas en el mundo cayeron en la pobreza extrema debido a la pandemia en 2020, viviendo con menos de US$ 2 al día.

En una entrevista con Becky Anderson, de CNN, David Beasley dijo que dar US$ 6.000 millones, o alrededor del 2% del patrimonio neto de Musk, podría ayudar a resolver el hambre en el mundo.

«[Son] US$ 6.000 millones para ayudar a 42 millones de personas que, literalmente, van a morir si no llegamos a ellos. No es complicado», añadió.

El llamamiento obtuvo una respuesta directa de Musk, que más tarde dijo en Twitter que si la organización pudiera exponer «exactamente cómo» la financiación resolvería el problema, él «vendería las acciones de Tesla ahora mismo y lo haría».

El consejero delegado de Tesla (TSLA) no respondió públicamente cuando la ONU dio a conocer un plan en noviembre.

Lo que se necesita ahora

Abed, que recientemente trabajó con miembros del parlamento del Reino Unido para declarar una «emergencia» sobre el tema, sostiene que «la pobreza es una opción de política».

«Tenemos los conocimientos necesarios para sacar a un gran número de personas de la pobreza», afirma el líder de la organización sin ánimo de lucro.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s